¿Cuánto afecta al cambio climático el Mundial de Rusia 2018?

El mundial de fútbol está en marcha. 1,5 millones de turistas extranjeros visitarán Rusia para asistir a emocionantes partidos de fútbol. Tal volumen de turistas en tan corto espacio de tiempo tendrá impactos económicos, sociales y ambientales en el cambio climático que la FIFA ha intentado medir.

Según su informe de emisiones, el Mundial de Rusia emitirá 2,2 millones de toneladas de gases de efecto invernadero, de las que el 74% corresponden al transporte en vuelos internacionales (57%) y entre las 11 ciudades donde se celebran los partidos (15%). El 12% el alojamiento de los espectadores. Sorprendentemente la construcción de los estadios y las infraestructuras supone en este informe tan sólo el 4% de las emisiones. El truco está en que se refieren sólo a aquellas construcciones temporales para el evento. Luego a menos que se desmonte un estadio entero, no se ha contabilizado su el impacto de su construcción. Este método de cálculo puede pecar de optimista pues ya es una tradición de los grandes eventos de deportivos el que los nuevos estadios estén sobredimensionados para el uso posterior o directamente abandonadas como infraestructuras fantasma.

FIFA. Greenhouse gas accounting report. Zurich, October 2016.

Merece la pena reconocer a la FIFA, por dar al mundo el ejemplo de que todas las reformas y nuevas construcciones de los estadios se realicen con criterios de diseño y construcción eficiente y de bajo impacto ambiental. Incluso han certificado algunos estadios con el estandar BREEAM. Otras medidas que propone la FIFA para reducir el impacto pasan por incentivar el transporte público, mediante tickets gratis los días de partido en las ciudades que hospedan los partidos y entre las ciudades. Por otro lado proponen compensar las emisiones plantando árboles y financiando proyectos que reduzcan las emisiones tanto en Rusia como en otros paises. También animan a los espectadores a visitar una web de Naciones Unidas y aprender ahí como reducir emisiones cambiando hábitos o bien compensando emisiones con la compra de certificados.

El talón de aquiles de la FIFA es el transporte de los aficionados.

El mundial de fútbol es fósildependiente pues casi toda la energía que requiere para su éxito de participación depende de los combustibles fósiles: gas, carbón y petroleo. Pero no hay que olvidar que un espectáculo de tal magnitud reúne las mismas características que cualquier otra actividad turística masiva de alto impacto. Por ejemplo, una región lider de turismo como Cataluña recibió 18 millones de turistas internacionales en el año 2017, doce veces más de los 1,5 millones que recibirá este mundial de fútbol que se celebra cada 4 años. El turismo es hoy responsable del 8% de las emisiones de CO2 debido fundamentalmente al transporte. No son los interminables paseos a pie por las ciudades, si no cómo llegamos a esas ciudades. Llegamos en aviones y coches que a día de hoy consumen petroleo. Pero también nos quedamos a dormir en hoteles que suponen un 21% de impacto.

Existe la necesidad de descarbonizar el turismo. A medio plazo este modelo de turismo masivo no será viable, por el aumento del precio de los combustibles fósiles, por la destrucción ambiental de los atractivos turísticos bien por la propia explotación o bien por los efectos del cambio climático. La Organización Mundial del Turismo ha propuesto 2 estrategias para mitigar estos efectos: fomentar a los viajeros elegir destinos cercanos y eligiendo transporte público antes que el avión. Crear incentivos economicos a los operadores turísticos para reducir su huella de carbono. Sin embargo, no parece que estén dando resultado. Pequeños operadores turísticos como MINT57 han seguido este modelo y ya están compensando sus emisiones destinando parte de sus beneficios y animando a sus clientes a producir energía limpia.

¿Cómo se podría lograr un impacto menor en el próximo mundial?

La clave es reducir el uso del avión y para ello reducir la distancia que tienen que viajar los espectadores. Toda solución propuesta debe ser capaz de mejorar la situación actual. Pero.. ¿cómo puedes incentivar a un fan, para que se pierda un gran espectáculo y las experiencias del viaje a una cultura diferente, las fotos en Instagram y las anécdotas para toda una vida? Es fácil: 10 millones de espectadores españoles disfrutaron el España-Portugal en compañía de su familia o amigos sin moverse del país.

Y.. ¿cómo puedes incentivar a un país a que renuncie a los ingresos que el turismo directo del evento, más toda la promoción asociada le proporcionará durante los próximos años? Es tan sencillo como proponerse el reto de lograr el doble de ingresos con la mitad de visitantes. Muchos turistas en realidad aportan más emisiones que riqueza a los países. Algo con lo que concuerdan los hosteleros que siempre se han quejado de lo poco que aporta a la economía local el turismo de bocata. Y aquí hay que hacer una pregunta que duele por la incoherencia que nos despierta, ¿tiene sentido viajar el fin de semana a visitar una ciudad extranjera para dormir una noche, coleccionar imagenes sin transfondo y sin tiempo para inmersionar en la cultura local? Las generaciones futuras se preguntarán por qué nos gustaba tanto el postureo. Porque nuestra generación sabe que los mejores viajes son los que pasamos varias semanas, desconectamos de nuestra vida diaria y nos conectamos profundamente con la vida local.

Así que a efectos del Mundial, quedar con los amigos de tu barrio a ver el fútbol en su casa o en el bar es lo más sostenible.  Es lo que ya hacen cientos de millones de personas en todo el mundo. Y si quieres darte un viaje: una casa rural con televisión y con jardín para hacer una paella o jugar pachangas de fútbol puede ser más divertido y fácil de repetir, que un evento fastfood cada 4 años en el otro confín del mundo.

 

Referencias:

Imagen del artículo By Nick Wiebe 06:19, 30 October 2007 (UTC) – Own work, CC BY-SA 3.0, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=2994369

Sputniknews. Al menos 1,5 millones de extranjeros visitarán Rusia para el Mundial 2018. Rusia, Sputniknews. https://mundo.sputniknews.com/rusia/201712281075099621-rusia-fifa-visitantes/

FIFA. Greenhouse gas accounting report. Zurich, October 2016. Descargado de: https://resources.fifa.com/image/upload/greenhouse-gas-accounting-report.pdf?cloudid=bs36nsonccbtfs5v7ppu

Lenzen, Manfred. The carbon footprint of global tourism.  Nature. 2018, May 23.

https://resources.fifa.com/mm/document/afsocial/general/02/87/86/61/2ndtechnicalreportongreenstadiumsinrussia_neutral.pdf

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *